10 diciembre, 2020
Integración continua

Integración continua, entrega continua y despliegue continuo

El proceso de desarrollo de software está compuesto por una serie de procesos donde participan diferentes departamentos que actúan en distintos entornos. Para poder optimizar todo el ciclo de vida del software y conseguir un producto de mayor calidad reduciendo posibles errores, metodologías como DevOps apuestan por la automatización en las etapas de desarrollo, así como una mejor comunicación entre los desarrolladores y profesionales operadores de TI.

 

Para alcanzar estos objetivos de un software de mayor calidad, un mejor flujo de trabajo y una reducción de costes y errores, se utilizan técnicas como integración continua, entrega continua o despliegue continuo.

 

Integración continua

 

La integración continua CI/CD (continuous integration) es una práctica por la cual los desarrolladores integran o combinan el código en un repositorio común, facilitando la realización de test o pruebas para detectar y resolver posibles errores. Con la CI se impide que se desarrollen distintas divisiones de una aplicación que luego puedan tener conflictos entre sí. 

 

Los desarrolladores integran periódicamente su código en el repositorio central (como GitHub) en lugar de realizarlo de forma aislada al final del ciclo de producción (como se realizaba de forma tradicional). De esta forma se descubren antes los conflictos entre los nuevos códigos y los existentes, haciendo que la resolución de los mismos sea más sencilla y acarree un menor coste.

 

En la integración continua, los test son fundamentales para poder garantizar que el código es confiable y será necesario contar con un sistema automatizado para poder realizar todo el proceso de integración de código y test (pruebas unitarias o testing de resolución, por ejemplo).

 

En el desarrollo moderno de aplicaciones, los equipos están compuestos por distintos desarrolladores que trabajan de forma simultánea en distintas funciones del programa. Con la integración continua estos desarrolladores podrán ir integrando o probando sus cambios y comprobando que funcionen de forma correcta y no entran en conflicto con los cambios de otros desarrolladores.

 

En el desarrollo de software, la integración continua es uno de los pilares en los que se basan metodologías como DevOps para conseguir reducir costes a la vez que se incrementa la calidad y agilidad en el desarrollo.

 

Entrega continua

 

La entrega continua CI/CD (continuous delivery) está relacionada con la integración continua y consiste en la automatización del proceso de entrega del software, permitiendo que pueda ser implementado en producción de forma confiable y sencilla. De forma práctica se puede entender la CD como la entrega de actualizaciones de software a los usuarios o clientes de forma sólida y continua.

 

La entrega continua en DevOps automatiza todo este proceso, desde que se integra el código en el repositorio único, se realizan las pruebas y comprueban los cambios, hasta la entrega al usuario.

 

La entrega continua se la conoce como el siguiente paso o extensión de la integración continua. Tiene como objetivo principal conseguir que la entrega de los nuevos cambios o actualizaciones del software a los clientes se realicen de forma ágil y fiable.

 

A pesar de que la automatización es una de las características de la entrega continua, esta fase del desarrollo del software tiene un componente de intervención humana (las entregas se realizarán cuando se indique de forma explícita). En la entrega continua los desarrolladores controlan cuándo y cuántas veces se realiza la entrega de software.

 

La entrega continua acelera la entrega de software a los usuarios y puede ser realizada varias veces al día, a la semana, o según las necesidades o características de cada proyecto de desarrollo.

 

Despliegue continuo

 

Una de las mayores confusiones a la hora de definir estos términos relacionados con el desarrollo de software, se produce por la coincidencia de las siglas de entrega continua y despliegue continuo (en ambas se usa CD).

 

El despliegue continuo o CD (continuous deployment) está relacionado estrechamente con la entrega continua. Con el despliegue continuo se va un paso más allá de la entrega continua, automatizando todo el proceso de entrega de software al usuario, eliminando la acción manual o intervención humana necesaria en la entrega continua

 

El despliegue continuo permite cumplir con el concepto de producción continua que persigue la metodología DevOps. Todo el proceso de despliegue sigue una serie de pasos que deben ejecutarse en orden y de forma correcta. Si alguno de estos pasos no se concluye de forma satisfactoria, el despliegue no se llevará a cabo. Por eso es fundamental que el diseño de la automatización de pruebas se realice de forma correcta, pues al no producirse ninguna entrada o acción manual, dependerá en gran medida de cómo sea ese diseño.

 

El despliegue continuo libera de carga a los equipos de operaciones de procesos manuales, que son una de la principal causa de retrasos en la distribución de aplicaciones.

 

El uso de estas prácticas de mejora en los procesos de desarrollo de software aporta una serie de beneficios como la entrega o liberación inmediata de código, una simplificación del trabajo colaborativo o de equipo, permite una detección temprana de errores, disminuye costes de desarrollo (ahorra tiempo y esfuerzo) y favorece la comunicación entre todos los implicados en el proceso de desarrollo.

 

Las necesidades actuales a la hora de desarrollar y entregar software de calidad a los clientes de forma periódica, ha propiciado que metodologías como DevOps hayan sido adoptadas en la industria del desarrollo de software para poder automatizar procesos y aplicar técnicas como la integración continua, la entrega continua y el despliegue continuo. Estas técnicas ayudan a que los desarrolladores puedan entregar su código de forma periódica, compartiéndolo en un repositorio común donde puede ser comprobado y corregido, para así poder entregar el software al cliente de forma rápida y fiable. 

 

Implementar estas técnicas es un proceso que puede resultar complejo y que requiere de un cambio en la filosofía y en la manera de hacer las cosas de las empresas de desarrollo de software. Los resultados serán un software de mayor calidad libre de errores que podrá ser entregado al cliente de forma más rápida y periódica.

 

¡Que aproveche!

Trabajamos incluso a la hora de cenar. Ponte en contacto con nosotros y te ayudaremos en lo que necesites.
Contáctanos